"When Princess Europa was kidnapped by Zeus in bull’s disguise, her father, Agenor, King of Tyre, sent his sons in search of his lost daughter. One of them, Cadmon, sailed to Rhodes. In Delphi he asked the Oracle about his sister’s whereabouts. On that specific point Pythia, true to her habit, was evasive -but she obliged Cadmon with practical advice: "you won’t find her. Better get yourself a cow, follow it and push it forward, don’t allow it to rest; at the spot where it falls from exhaustion, build a town".
Zygmunt Bauman



dilluns, de juny 13, 2011

El lúcido adiós de Trichet


El discurso de aceptación del Premio Carlomagno que pronunció el pasado 2 de junio Jean Claude Trichet, presidente del Banco Central Europeo (hasta noviembre, cuando le reemplace Mario Draghi), no ha pasado desapercibido. Y con razón. Es curioso como algunas personas que ostentan cargos de responsabilidad y representan alguna institución con un carácter especialmente multilateral esperan su despedida para lanzar su visión más personal y más ‘liberada’ de lo que ‘debería ser’ dicha institución. Es como si conscientes que su opinión no les pertenece, esperan a colgar el uniforme para ofrecernos una ‘lucidez’ que paradójicamente hubiese sido especialmente útil cuando todavía ostentaban el cargo. Así fue el discurso crítico que hizo Kofi Annan al dejar su puesto, y así fueron los últimos discursos que nos dejaron Delors o Prodi como jefes de la Comisión.
El discurso de Trichet puede que sea también uno de ellos. Por revolucionario, por radicalmente europeísta, por ‘político’ y controvertido. En su comparecencia Trichet aboga por un sistema de gobernanza europea sin tapujos, que dote a la Unión Monetaria de una verdadera ‘Unión Económica’ que tenga al frente un ‘Ministro de Finanzas’ europeo, y que en casos excepcionales dicho Ministro pueda imponer a un país una serie de medidas que se hayan decidido colegialmente. Se acabaron los sistemas basados en sanciones ‘morales’ (leer mi post de hace unos días), y las recomendaciones. Trichet no dudó en hablar de soberanía compartida y cedida, de ‘Unión’, de integración y de federalismo.

Entre las principales prerrogativas que Trichet esgrime, la UE (a través de su eventual Ministro de Finanzas) debería poder: a) vigilar las políticas fiscales y de competitividad nacionales, b) ejercer las responsabilidades del Ejecutivo en lo que referido al sector financiero integrado de la Unión, c) representar a la UE en las instituciones financieras internacionales. Trichet no se queda allí. Al final de su discurso sugiere que a la fase inicial de ayudas económicas y planes de ajuste en tiempos de crisis –como se ha venido actuando estos últimos meses- debería poder seguirle una fase donde el Consejo tome decisiones que afecten por si mismas la economía del país en concreto. Un salto federal en toda regla.

A los alemanes la idea de ‘politizar’ la Unión Económica y Monetaria (UEM) nunca les ha parecido una ocurrencia precisamente ‘saludable’ (en realidad el debate se remonta a Maastricht, allá por los años 90). En este sentido es probable que la propuesta quede como ese pequeño desliz idealista (y visionario?) que se permitió el día de su despedida el que fuese Presidente del Banco Central Europeo… 


Artículos de interés:
-Dicurso íntegro: ‘Construire l’Europe: bâtir ses institutions’, Jean-Claude Trichet, 02.06.11
-‘No hay crisis del Euro’, en el blog de ECFR Madrid (con diferentes enlaces a publicaciones académicas sobre el tema)
-'Prix Charlemagne: réactions allemandes au discours de Jean-Claude Trichet', en el euromagazine Europe 27etc (artículo escrito por el profesor de economía Bernard Barthalay donde hace un profundo repaso a las implicaciones del discurso)

2 comentaris:

emilio ha dit...

Con tu permiso, Dídac, publico un enlace de esta entrada en Euroblog.
Un abrazo: emilio

Dídac G. ha dit...

Hola Emilio, muchas gracias!¡ Pensaré en enviarte aquellos que puedan interesar al proyecto de Euroblog. Espero estés bien. Un abrazo
Dídac G.